Lectura política

Ecos de una cuádruple alianza

Noé Mondragón Norato

Ecos de una cuádruple alianza

Periodismo

Febrero 04, 2020 21:27 hrs.
Periodismo Estados › México Guerrero
Noé Mondragón Norato › guerrerohabla.com


La propuesta del ex gobernador Ángel Aguirre Rivero, orientada a formar una alianza partidista PRI-PRD-PAN-MC mediante la aplicación de encuestas, suena tentadora para muchos actores del poder. Para otros, inviable. Los más cautos la miran con reserva. Porque muchos escenarios cambiarían drásticamente. Se lee desde varios puntos.
ALIANZA: MAL NECESARIO. -En los cuatro partidos mencionados la percepción es clara: si para la elección de 2021, el presidente López Obrador falla en la gobernanza, el Morena en Guerrero estará virtualmente en la lona. Y en los juegos del ajedrez político los enroques de actores y escenarios serían inevitables. Hay que pulsar la radiografía completa: 1.- De entrada, el PRI tendría que someter al consenso de los cuatro partidos, la designación del candidato. En esa ruta, el personaje desplazado tendría que ser necesariamente, el senador Manuel Añorve Baños, a quien el gobernador Héctor Astudillo, impulsará indefectiblemente como candidato del PRI. Así como lo hizo en la elección de senador. Por los compromisos de valores entendidos entre ambos. Pero a quien los otros tres partidos le cerrarán el paso. Y el PRI, yendo solo a la competencia electoral de gobernador de 2021 y con ese mismo candidato, labra desde ya, su segura y anticipada derrota electoral. 2.- En esa vertiente, hay cuando menos tres beneficiarios políticos de rebote: el empresario Luis Walton Aburto, el secretario de Desarrollo Social, Mario Moreno Arcos y hasta el senador del Morena, Félix Salgado Macedonio. Los escenarios son elocuentes: A) Si el Morena le cierra la candidatura a gobernador a Luis Walton, dicho personaje regresaría la vista a esa eventual y cuádruple alianza partidista, que gustosa, lo formaría en la fila. Y hasta podría ungirlo como su candidato. El problema de Walton es uno solo: ha ganado una elección abierta ─la de alcalde de Acapulco y en alianza con el PRD─ y perdido cuatro en las que ha participado. Su fortaleza descansa en la eventual alianza partidista, no en su plus como aspirante con perfil ganador. B) Mario Moreno es un activo político en el PRI, al que el senador tricolor Manuel Añorve no deja de percibir como su más fuerte y visible competencia interna. Su hipotético desplazamiento de la candidatura a gobernador no solo generaría una división interna en el PRI, de altos decibles mediáticos e impacto electoral negativo, sino la posibilidad latente de que Mario pueda ser arropado por una eventual alianza PRD-PAN-MC, si el PRI no quiere ir montado en ella. Con una ventaja adicional para el actual secretario de Desarrollo Social: es el único aspirante a gobernador que ha ganado cinco elecciones abiertas casi en forma consecutiva. No ha perdido ninguna. Y Añorve ya perdió dos: la de gobernador en 2011. Y la de senador en 2018. C) El tercer escenario podría ser radical y hasta atípico. Pero no necesariamente desechable. Porque en política, todo lo imposible se hace posible. Aparece en un momento específico: cuando el Morena decida ─al igual que a Walton─, cerrarle la puerta en la candidatura a gobernador a Félix Salgado. El toro sin cerca, sabe que no hay mañana para él. Es ahora o nunca cuando podría hipotéticamente, arribar como gobernador. Y si eso implica romper con el Morena al dejarlo fuera de la candidatura, sin duda, lo hará. Una puerta se perfilaría generosa ─pero dependerá de su capacidad de cabildeo para entrar en ella─ en sus pretensiones: la de la posible alianza PRI-PRD-PAN-MC. 3.- Desde la óptica objetiva y el análisis frío, ni Morena tiene seguro el gane en el gobierno estatal, ni tampoco el PRI o el PRD. Lo único claro es que la movilidad de actores y partidos políticos, proyectará desde ya, los eventuales perfiles ganadores. Y todo por una razón elocuente: en Guerrero, el cambio propuesto por la Cuarta Transformación, no se ha visto. Y los diputados locales del Morena, pelean a piedra y lodo, el manejo de los dineros en el Congreso local. Y así, no se pueden echar las campanas al vuelo por anticipado.
HOJEADAS DE PÁGINAS…A pesar de que el gobernador Héctor Astudillo asumió «tener identificados a los responsables» en el homicidio de los diez músicos ocurrido en el municipio de Chilapa, los ánimos están desbordados en aquella región. Los agraviados de Alcozacán y El Jagüey ya advirtieron al gobierno federal y estatal: demandan justicia pronta y no de discurso. Y no permitirán el desarme de su policía comunitaria, ante «la amenaza» de AMLO por operarlo. Qué tal.


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.