De Adicto a Adicto

Familia en ruinas, hundida en alcohol y depresión

Por Ernesto Salayandía García

Familia en ruinas, hundida en alcohol y depresión

Salud

Junio 26, 2020 21:18 hrs.
Salud Nacional › México Chihuahua
Por Ernesto Salayandía García › Divergencias Informativa

Lágrimas e impotencia.
Recibo infinidad de llamadas de familiares de alcohólicos y adictos en busca de ayuda, a veces me doy cuenta que andan pidiéndole a Dios ayuda rogándole no encontrarla y confirmo que esta enfermedad, no es sólo de alcohol y drogas, es una enfermedad muy cruel, perversa, maldita enfermedad perversa del alma, que no perdona absolutamente nada, se reflejan, niños drogadictos alcohólicos, vagos entran al mundo de las adicciones y prueban de todo, son metodistas y se llenan de soberbia, van acumulando defectos de carácter, se convierten, en poco tiempo, en el repudio y el rechazo de sus hogares, la sociedad les pone cruz mientras, que la autoridad, se mantiene distante, apática ignorante y escéptica, ante un serio problema social, de salud mental, que son las adicciones, y esos niños vive en ese infierno, la incertidumbre de robar y de hacer daño a quién se deje, el fin justifica los medios, obtener dinero, para comprar sustancias tóxicas y si irme muy lejos, esos niños son nietos de abuelos alcohólicos y drogadictos, son hijos de madres neuróticas y de padres alcohólicos, vienen de hogares disfuncionales y ocupan el lugar de la oveja negra en la familia, es el cuento de nunca acabar, la familia está más enferma que el adicto, hay mamás negadas, dañadas, marcadas genéticamente, que no aceptan el cúmulo de defectos de carácter que las distinguen, que no reconocen su codependencia y su negación, en cierta manera, son la mano que mece la cuna, es decir, el tener un drogadicto en casa, es responsabilidad en muchos casos de ellas, por supuesto salvo sus honrosas y contadas excepciones.

Males y daños emocionales
De una generación a otra.- Juan de 75 años jubilado tres veces casado una de ellas viudo, ha venido transmitiendo esta enfermedad diabólica, él, es hijo de padre alcohólico y es un tipo neurótico, soberbio, enfermo, muy enfermo de sus emociones, es el patriarca de una familia disfuncional, llena de hijos divorciados, alcohólicos y drogadictos, machos, que a la vez, tienen hijos adolescentes, prendidos de las sustancias, en esa familia, son pocos los que no consumen y son pocos los que no están dañados, emocionalmente y ahora, los nietos de 13 15, 16 años no pueden dejar de consumir marihuana, ni cristal, no tienen un ejemplo a seguir, ni una base espiritual, que les permita vivir la vida en libertad y estos niños de ahora, habrán de casarse y tendrán hijos, estos hijos, a la vez tendrán los propios, sin duda alguna serán igual o peor de adictos que sus mismos padres, así es la cruda realidad de este mundo de alcohólicos y drogadictos, de neuróticos y soberbios, a pesar de las consecuencias, nadie quiere darse por enterado, claro nadie quiere tomar la rebanada del pastel que le corresponde.- Así que mal de muchos consuelo de tontos.-

La cultura de tapar el pozo, después del niño ahogado
De una generación a otra, esta sociedad se ha venido desmoronando, desintegrando, la corrupción por ejemplo, es producto de la ausencia de una estructura emocional, el alto índice de homicidios, suicidios y hechos delictivos tiene que ver con el alcoholismo y las sustancias tóxicas tiene que ver con los hogares disfuncionales, con este herencia genética que es una bomba de tiempo y ahora es algo tan común tener un drogadicto, en casa es algo tan común tener un maníaco depresivo, en casa es algo tan común también tener un ludópata, un sexo adicto, un adicto al chisme, como un adicto a las mentiras, como sociedad estamos enfermos y las conductas tóxicas hablan muy mal de nosotros, somos una sociedad desintegrada, qué dejamos en la orilla los valores y a la misma familia, nos llenamos de egos y de patrones de conducta equivocados, los que están sufriendo las consecuencias son estos niños drogadictos y estas niñas adictas, que desde temprana edad quieren sexo y desde temprana edad usan drogas.- El que esté libre de culpa, que arroje la primera piedra.-

Dichos ciertos y ciertos dichos
La filosofía popular llamada vox populi qué es la voz del pueblo y la voz del pueblo es la voz de Dios, viene acreditando su sabiduría, su filosofía y la certeza de los mensajes a través de los dichos y los refranes, de una generación a otra , han venido corriendo de boca en boca, de una familia a otra, los dichos son mensajes consejos y reflexiones que se vierten a la inocencia, a La rebeldía, a la soberbia de alguna persona, encierran una rotonda verdad en sus palabras y arraigan un mensaje concreto, de lo que se quiere decir y de lo que se quiere hacer sentir, el dicho de la oveja negra de la familia , envuelve toda la característica de un don nadie, un tipo que con sus actitudes sus, hechos y su manera de pensar, ha arruinado su vida y la vida de sus seres cercanos, se le puede aplicar otros dichos como el que cita que el que nace para maceta del corredor no pasa- Mal de muchos, consuelo de tontos, no hay peor ciego como el que no quiere ver.

Árbol que nace torcido jamás su tronco endereza
Y hay tantos dichos y refranes dedicados a ser considerado un parásito para la familia, propiamente un nacido para perder, un fracasado hundido en depresión, atrapado en las adicciones, justificado, sin trabajar, sin estudiar, sin producir, sin hacer nada en lo absoluto, más que fastidiar a la familia, esa es su especialidad y por ello, propios y extraños atinadamente le dicen la oveja negra de la familia, él es, el mediocre de los mediocres así de simple- Conoces tú alguien así, eres tú así? No tiene la culpa el indio sino el que lo hace como padre. Estos chabelotes ambos hombres y mujeres, niño de 30 o 35 hasta de 50 años que viven a expensas de mami, nunca maduraron, que no estudian ni trabajan ni hace nada de nada en sus casas, acostumbrados a que le laven, te planchen, le recojan , el cuarto les den dinero para sus gastos, sus cigarros y propiamente le resuelvan todos sus problemas él o ella, inútiles fracasados en sus parejas, con hijos desparramados por todos lados, sin responsabilidad, sin sentido, ni amor por la vida, se pasan días enteros refugiados en sus recámaras, muchos de ellos, mediocres empedernidos, consumiendo sustancias tóxicas o ahogándose en pensamientos negativos, esa es otra de las características de la oveja negra de la familia, que ni picha ni cacha ni deja batear, esa oveja de la familia, aborrecida por todos que se convierte en un ser despreciable, se ha ganado el repudio de todos por sus nefastas actitudes, pero llegó sin duda alguna, hasta donde se le permitió llegar, , por eso dice el dicho y dice bien, no tiene la culpa el indio sino el que lo hace compadre o más bien dicho también tanto peca el que mata la vaca como el que le amarra la pata.- [email protected] 614 256 85 20


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.