Lectura política

FGE: exonerar o responsabilizar

Noé Mondragón Norato

FGE: exonerar o responsabilizar

Periodismo

Enero 13, 2021 22:48 hrs.
Periodismo Estados › México Guerrero
Noé Mondragón Norato › guerrerohabla.com

En política nada es casual. Designaciones y encumbramientos en el poder responden a la dinámica de las recomendaciones y las complicidades. Y cuando los amarres y las lunas de miel colapsan, generalmente brota una parte del lodo escondido bajo la alfombra. Eso es al menos lo que le está ocurriendo al gobernador priista Héctor Astudillo. Basta con ubicar las pistas.
CON LOS DEDOS EN LA PUERTA. – De golpe, la carpeta de investigación contra Félix Salgado por abuso sexual, salpicó con fuerza al mandatario estatal. Y se lee desde distintas perspectivas: 1.- Al ventilar públicamente que el gobernador Héctor Astudillo le pidió en su momento, frenar la orden de aprehensión contra el actual aspirante del Morena a gobernador, el ex fiscal Xavier Olea Peláez mostró el rostro tumefacto del estado de impunidad vigente en Guerrero. Se entiende que, para no meterse en problemas en la coyuntura de la elección presidencial del pasado 1 de julio de 2018, Astudillo decidió archivar la denuncia con el fin expreso de abonar el terreno para entregarle al Morena el gobierno estatal en la elección de 2021. Es decir, proteger deliberadamente al puntero opositor al PRI en las encuestas. Pero se atravesaron algunos actores indispuestos a seguir este juego. Olea Peláez llegó como fiscal en abril de 2015, a recomendación política expresa del frustrado aspirante a gobernador por el PRI, Manuel Añorve Baños. Consciente de que esa designación representaba un riesgo, el gobernador cedió a la presión de su aliado. Porque había tórrida luna de miel política. Es evidente que el compromiso de poder de Olea Peláez, abanicaba más a favor de Añorve. Y en menor medida hacia Astudillo. Máxime que fue renunciado a la Fiscalía en abril de 2018, en un escenario de fuertes diferencias con el gobernador. Añorve ya había advertido que los escenarios internos no le eran favorables para su designación como candidato a gobernador por su partido. Por eso desde que Olea Peláez reactivo la denuncia contra Félix, se advirtió la mano indeleble del actual senador priista quien, de esta forma, marcó su ruptura política definitiva con Astudillo, al ’embarrarlo’ en el asunto de la denuncia contra el Toro Cercado. 2.- En su descargo, el mandatario estatal tricolor acusó irresponsabilidad del ex fiscal Olea al incumplir con su deber y negarse a liberar la orden de aprehensión. Alegó ’la autonomía’ de la Fiscalía para actuar. Pero todos los que han llegado a ocupar la titularidad de esa dependencia, surgen de una terna enviada y avalada por el gobernador, al Congreso local. De esta manera se encumbró Xavier Olea. También el actual fiscal Jorge Zuriel de los Santos Barrila, cuya única virtud es ser ’amigo’ de Ricardo Astudillo Calvo, aspirante a diputado local por el distrito 7 de Acapulco e hijo del gobernador. ¿Quién en su sano juicio se creerá que la Fiscalía es ’autónoma’ del Poder Ejecutivo Estatal? Los fiscales tienen un patrón político de facto. Y es el gobernador. 3.- Y si se mira bien, el presidente AMLO le está dejando resolver todo este embrollo, precisamente a Héctor Astudillo. Porque hay otra carpeta abierta por abuso sexual contra el Toro Cercado en la Fiscalía General de la República (FGR). Pero esta ya se declaró incompetente para resolverla. Y la turno a la Fiscalía guerrerense. Así, el gobernador se instaló en una disyuntiva irreversible: o su Fiscalía exonera de toda culpa y responsabilidad al Toro Cercado. Con el costo político que esto implica para su gobierno y para su propio partido el PRI, al reafirmar el estado de impunidad. O encuentra responsable del delito que se le imputa, al aspirante a gobernador del Morena. El futuro político de Félix Salgado quedó sujeto a la decisión de la FGE. Y el gobernador Héctor Astudillo quedó atrapado con los dedos en la puerta.
HOJEADAS DE PÁGINAS…El movimiento feminista no es de multitudes. Son grupos reducidos de mujeres que encabezan protestas e inconformidades. Defienden abiertamente una causa. Y la marcha de mujeres de ayer martes a favor del Toro Cercado, apareció deliberadamente inducida al contabilizarse cientos de ellas. Se notó el acarreo estilo PRI y la desesperación. Algunas aceptaron de plano, que les pagaron por asistir. ¿Es acaso la esencia de la Cuarta Transformación?


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.