La ignominia mexicana ante la Suprema Corte de Estados Unidos - Amarres - Cuauhtémoc - todotexcoco.com


Jorge G. Castañeda | Líderes Políticos

Amarres

Jorge G. Castañeda


La ignominia mexicana ante la Suprema Corte de Estados Unidos

La ignominia mexicana ante la Suprema Corte de Estados Unidos


Agosto 24, 2021 13:44 hrs.
Política Internacional › México
Jorge G. Castañeda › Líderes Políticos

La ignominia mexicana ante la Suprema Corte de Estados Unidos

Amarres
Por: Jorge G. Castañeda

Aunque me gustaría comentar las falacias de muchos colegas sobre la revocación de mandato, así como la inaceptable politización de la justicia en el caso Anaya, suficientes analistas lo están haciendo; mis reflexiones, por ahora agregarían poco. En cambio, siento que un inminente fallo de la Corte Suprema de Estados Unidos que coloca al gobierno de México en una situación vergonzosa, o francamente bochornosa, no ha recibido la atención que merece.

La Corte norteamericana deberá resolver la apelación planteada por el gobierno de Biden al fallo de un juez federal en torno al infame Migration Protection Protocol (MPP), también conocido como Remain in Mexico, o ’Permanecer en México’. Como algunos recordarán, este mecanismo fue impuesto por Trump a López Obrador a mediados de 2019, después de la amenaza de castigar a las exportaciones mexicanas a Estados Unidos con aranceles de hasta 25%. Significa que Washington suspendía la espera de audiencias de asilo principalmente de centroamericanos en su territorio.
Los solicitantes deberían esperar -más o menos eternamente- su audiencia en México. Docenas de organismos denunciaron a lo largo de 18 meses las condiciones abominables en que guatemaltecos, salvadoreños, hondureños, cubanos, haitianos y ecuatorianos se hacinaban en diversas ciudades fronterizas, víctimas de Covid, del narco, de las autoridades mexicanas, del frio o del calor.

Al llegar Biden a la Casa Blanca, suspendió el MPP. Empezaron a ingresar a Estados Unidos centenares de solicitantes de asilo -parece que van casi 15 mil- que se encontraban varados del lado mexicano de la frontera. Los estados de Texas y Missouri demandaron a la administración por la suspensión del programa; ésta apeló; perdió en segunda instancia y luego resolvió solicitar la atracción de la Suprema Corte, invocando las consideraciones de política exterior y de seguridad nacional que el tema encierra.

El gobierno de México, sin embargo, no ha dicho esta boca es mía. Bastaría con que lo expresara en público, resuelva lo que resuelva el poder judicial norteamericano, México ya no se prestará al odioso e ignominioso procedimiento. Ya no permitirá que extranjeros -es decir, no-mexicanos- sean deportados a México para esperar audiencias ante jueces estadounidenses, como por cierto ya lo estipula la Ley de Migración, a partir de diciembre de 2020. O esperan en Estados Unidos, como plantea la administración Biden, o deben ser devueltos a sus países -directamente, por avión, no vía Villahermosa u otros aeropuertos del sureste-, a un costo elevado para Washington.

Además de ser la única manera de corregir la vergüenza de haber aceptado el MPP en 2019, esto apoyaría la demanda de Biden ante la Suprema Corte, al comprobar en los hechos que en efecto el tema entraña consideraciones de política exterior, ámbito reservado por excelencia al poder ejecutivo. Pero según los medios de Estados Unidos -huelga decir que los mexicanos no hablan del tema- el gobierno mexicano no se ha manifestado al respecto. Seguimos en la ignominia, aunque quedan unas horas para corregir. Pero quizás la enorme trascendencia del nombramiento de la persona encargada de la cultura mexicana en España no le permite a las autoridades atender otros temas de importancia menor.

Ver más

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.