Contexto Político

Los sorprendidos y la verdadera encuesta

Por Efraín Flores Iglesias

Los sorprendidos y la verdadera encuesta

Periodismo

Diciembre 18, 2020 10:29 hrs.
Periodismo Estados › México Guerrero
Por Efraín Flores Iglesias › guerrerohabla.com


La mañana de este jueves quedó claro que en política no hay sorpresas, sino sorprendidos. Y los más sorprendidos fueron Félix Salgado Macedonio y Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros, ya que hasta porra (acarreados) llevaron a la Ciudad de México.
Ambos personajes creyeron que eran los finalistas en la contienda interna por la candidatura de Morena al gobierno del estado de Guerrero. Y ¡sorpresa!: los chamaquearon. Ni uno ni otro fue el elegido.
Un día antes de que fueran convocados en la Ciudad de México, Félix Salgado y Pablo Amílcar Sandoval sostuvieron un encuentro con el senador oaxaqueño y delegado de Morena en Guerrero, Salomón Jara Cruz, para evitar problemas y ’cuidar’ la unidad.
Resulta que Mario Delgado Carrillo, dirigente nacional de dicho instituto político, sí tenía contemplado definir este jueves al candidato en Guerrero, tal y como lo ha hecho en los últimos días en Campeche, Baja California, Nuevo León, Sonora, Querétaro, etc. Pero de último momento alguien le llamó desde Palacio Nacional y tuvo que dar marcha atrás con su decisión.
Al parecer, le recordaron que no se manda solo y que mejor postergara el tema de Guerrero.
Y así fue. Mario Delgado no se salió con la suya, y Félix Salgado y Pablo Amílcar Sandoval salieron de la casona ubicada en Chihuahua 216 (antigua casa de campaña de AMLO) sin el optimismo con el que llegaron. Sus porristas (diputados locales y activistas) no podían creer que se hayan burlado de ellos.
De hecho, afuera de las oficinas en donde se encontraban reunidos los aspirantes a la gubernatura, los simpatizantes del mentado ’Toro sin cerca’ gritaban ’No a la imposición, no a la imposición’.
’Irma Eréndira Sandoval, saca las manos del proceso electoral en Guerrero. ¡Fuera, fuera, fuera!’, gritaron también.
Tanto a Félix como a Pablo Amílcar les prometieron por separado que serían los candidatos, pero todo indica que ninguno de los dos está en el ánimo del ’Tlatoani’.
Curiosamente, se volverán a realizar dos encuestas y que la próxima semana sí habrá un candidato a la gubernatura.
También llamó la atención que Mario Delgado haya borrado el tuit que subió por la mañana, y que decía: ’Hoy vamos a presentar los resultados de la encuesta de #Morena en #Guerrero. Les invito a seguir la transmisión en vivo a las 13:30 h’. ¡Zas!
Queda claro que donde manda capitán, no gobierna marinero. Y así ocurre en Morena.
En varias ocasiones he señalado en esta columna que el presidente Andrés Manuel López Obrador tiene a un bufón (Félix Salgado), un mancebo (Pablo Amílcar) y a un amigo en Guerrero.
El amigo del presidente no le interesa un cargo en el gabinete ni ser legislador, ya que su aspiración es gobernar al estado de Guerrero para los próximos seis años.
En efecto, me refiero al ex alcalde de Acapulco y ex senador de la República, Luis Walton Aburto, quien en los últimos días ha convocado a todos los aspirantes a la unidad y que todos respeten lo que Morena determine para Guerrero.
Mientras otros pelean como perros y gatos, Walton hace propuestas y se muestra prudente y conciliador. Y ésa es la actitud de alguien que pretende gobernar Guerrero con responsabilidad.
Que nadie se sorprenda que al final él sea el ganador de la verdadera y última encuesta.
También debe quedar claro que el ’Tlatoani’ es pragmático cuando de temas electorales se trata. Y lo vimos en la última elección presidencial, cuando sumó a su causa a gente de otros partidos.
Luego entonces, el único aspirante (de Morena) que le garantiza gobernabilidad en Guerrero, es Luis Walton. (sic)
Comentarios:
E-mail: [email protected]
Twitter: @efiglesias


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.