Noé Mondragón Norato | guerrerohabla.com

Lectura Política

Noé Mondragón Norato


Meade y Anaya: ¿Alianza emergente?

Meade y Anaya: ¿Alianza emergente?




Abril 23, 2018 22:16 hrs.
Periodismo Estados › México Guerrero
Noé Mondragón Norato › guerrerohabla.com

El debate presidencial fue todo un show. Un escaparate para tirarle continuamente al personaje que va encabezando las encuestas. Era obvio que la intención fundamental era restarle algunos puntos. El problema de fondo sin embargo, es uno solo: las cosas hechas en este sexenio tricolor, ya no las compone el actual grupo gobernante peñanietista, ni yendo a bailar a Chalma. Así, priístas y panistas podrán festinar efímeramente en torno a un falso debate. Porque el hartazgo social contra el PRI resulta irreversible. Y el PAN ya demostró a lo largo de dos oscuros sexenios, que tampoco pudo con el paquete. Por eso mismo, las lecturas no dejan de ser perturbadoras.
¿ALIANZA PRI-PAN?- El debate presidencial sirvió en realidad para dos cosas: confirmar que el candidato del PRI, José Antonio Meade, ya no va a levantar en las encuestas. Y que el bloque compacto del actual grupo gobernante priísta, tome otras decisiones. Se lee así: 1.- Ciertamente, el personaje más incisivo contra Andrés Manuel López Obrador, fue el candidato de la alianza México al Frente (PAN-PRD-MC), Ricardo Anaya Cortés. Como las mujeres que se van a divorciar, mostró fotografías y algunas gráficas frente al jurado. De todo. Pero fundamentalmente, contra AMLO. Anaya fue el personaje que en diciembre de 2012, avaló el Pacto por México de Peña Nieto, que condensaba las llamadas Reformas Estructurales, traducidas a su vez, en pérdida de conquistas laborales, gasolinazos, encarecimiento de la canasta básica y mayor pobreza. 2.- Del debate, es preciso rescatar una perla: Ricardo Anaya, respondió en relación al señalamiento en su contra por lavado de dinero, que ’solo fue un escándalo mediático’, porque no había hasta ese momento, ’ninguna denuncia en mi contra’. Si desde el actual grupo gobernante tricolor se ventiló esa torcida trama contra Anaya, y el propio candidato del PRI, José Antonio Meade, lo vendió en el debate como un logro suyo desde la Secretaría de Hacienda. ¿Por qué no procedieron legalmente contra Ricardo Anaya? ¿Es que acaso existe un acuerdo político soterrado entre Meade y Anaya? ¿No fue éste último quien llamó ’valiente y patriota’ al ex dirigente nacional del PAN, Gustavo Madero, por firmar el Pacto por México? 3.- Faltan dos debates presidenciales. Pero la tendencia se advierte irreversible. La guerra sucia, en las redes sociales y mediática contra el candidato del Morena, ha encontrado no adhesiones a favor de ella, sino el incremento de las simpatías populares a dicho proyecto. Y por eso mismo, no resulta descabellado el escenario: que el PRI y Meade, terminen sumándose a Ricardo Anaya. Para desde esa doble embestida política, intentar frenar a López Obrador. Al no haber acuerdo ni pacto con AMLO, los grupos políticos dominantes –todos los que arroparon a Peña Nieto, con sus Reformas Estructurales-, van a cerrar filas empujando una alianza de último minuto, que ideológicamente parece imposible. Y por eso mismo, se entiende la adhesión del gobernador perredista de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo. Porque la intención sería que Anaya se sume a Meade. Y la adquisición priísta de notables perredistas, sería una forma de empujar esa negociación. Dicho escenario cuajaría a partir del segundo debate presidencial, el próximo 20 de mayo. Si Meade no remonta su tercer lugar en las encuestas, el factor Anaya terminaría por imponerse. Al final, la película está clara: PRI y PAN van a sumar fuerzas en el epílogo de las campañas electorales, para frenar a AMLO. Porque al final de cuentas, ambos partidos políticos son lo mismo.
HOJEADAS DE PÁGINAS…Deprimente espectáculo el que ha dado el candidato a la alcaldía de Acapulco por el Partido Socialista de México (PSM), Ramiro Solorio Almazán. Sin adeptos, discurso ni base social, se colgó de la instalación de los parquímetros en la Costera Miguel Alemán, para hacerse notar en las redes sociales. Y darse baños de protagonismo mal encauzado. Porque en clara actitud vandálica, arrancó algunos aparatos. ¿Es el ejemplo que dará si llegara a ganar la alcaldía? ¿Dónde extravió su ’civilidad política’ y emergió su ’hombre primitivo’?

Ver más


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.