Sócrates A. Campos Lemus | diarioalmomento.com

¡Qué conste... son reflexiones!

Sócrates A. Campos Lemus


Queremos vivir: alto a las matanzas

Queremos vivir: alto a las matanzas


Abril 05, 2018 00:57 hrs.
Política Nacional › México Ciudad de México
Sócrates A. Campos Lemus › diarioalmomento.com

’NO QUEREMOS SOBREVIVIR, QEREMOS VIVIR. ALTO A LA MATANZA DE POBRES CONTRA POBRE’, pinta en una barda de la ciudad.

Seguramente los políticos y los ricos como no miran para abajo y quieren que todos los miren para arriba, no saben lo que son las cosas del hambre y la miseria y desocupación, cada día, las familias sufren por sobrevivir, no les alcanza para comprar el pan nuestro de cada día, no alcanza para los pasajes, la renta, la ropa, los medicamentos, el agua, el gas,… no saben lo que para los padres o las mujeres solitarias y madres solteras, para los jubilados y los viejos es estar en la depresión y sin sueño, se termina el sueño y se acaban los sueños es verdad, porque no se encuentra la forma de salir adelante. No ven que los jóvenes se matan y se la pasan buscando sombras o encajando en las drogas y las bandas por la desesperación que da el no poder estudiar ni trabajar, y aunque no lo crean, los jóvenes, tienen honor y vergüenza y no saben ni qué decir ni qué hacer cuando los padres pregunta sobre ¿qué vas a hacer de tu vida?... y por más que expliquen que fueron a recorrer calles para pedir trabajo no hay y cuando buscaron entrar a estudiar no hay cupo y si las escuelas privadas y confesionales tampoco les brindan opciones porque no hay dinero familiar para que estudien, ni los que pueden apoyar les dan chance, pensando en que solo los pobres sirven para ser obreros o técnicos, y eso, si ellos pagan, porque tienen la firme convicción de que en el liberalismo todo se compra y se vende, hasta la conciencia y los votos y, por eso estamos cómo estamos…

Y en los barrios llega la violencia y la droga y la presión de la banda y esto genera que se pierda el respeto a la vida, y nadie quiera sobrevivir sin arriesgar nada, y la PLOMANÍA como explica Galeano, invade la visión de la sociedad y se convierte la violencia y la muerte en algo cotidiano y sin importancia a pesar de que las madres estén con el Jesús en el alma, rogando y rezando por la vida de sus seres queridos y el bienestar de sus hijos que vagabundean en la calle porque la miseria, también, alienta la violencia familiar y los grito de padres a hijos se escuchan en muchos sitios y la desesperación es tal que los chicos entran a la bebida, la droga, la muñeca, la mota, la grifa o el piquete o la inhalación de pendejada y media, prefieren perder la realidad que vivir en la misma, porque ni saben interpretarla ni la pueden cambiar… y se escuchan los robos, la violencia, los enfrentamientos, los secuestros y los asesinatos y, todos, quieren un dinero fácil, como ven lo hacen los de ’arriba’, sin moral y sin freno…

Y VEMOS SOLICITUDES DE GENTES DE BUENA FE Y DE INTENCIÓN, COMO EL Obispo de Guerrero, que pide paz y favores no al gobierno sino a los delincuentes para que les deba la atención. Hay zonas en donde los vacíos de poder son tales que los que mandan son los que mantienen las armas en la mano e imponen, con o sin razón, sus reglas y ocurrencias, se piensa que los soldados todos son parte de la corrupción y del pillaje y no es así, ni mandos ni tropas son todos iguales, hay muchos muchos más que no se prestan a esto, pero, por ’disciplina, callan’ ,y simplistamente la gente dice: si calla, otorga’ sin entender que la impunidad que apoya a la violencia y a la complicidad y corrupción vienen desde arriba y no desde abajo, el ejemplo malo sale en todos lados y los medios de comunicación alientan las malas notas porque las buenas no venden, y así, en el proceso corruptor del poder los comunicadores caen, por hambre o por presión, en la indignidad y el chayote, así, practican aquello que: político no definido aparece en la nota roja y el chantaje es normal en una sociedad donde la decencia y la moral están ausentes…

Y tal parece que la libertad, la armonía, el reparto mejor de la riqueza, la democracia y la justicia, solamente son para los países ricos, los que explotan a los otros como nos sucede a nosotros con los Estados Unidos, y de allá no exigen bajo pena de madrearnos de que impidamos la migración de los demás países al suyo como si fuéramos los basureros que les limpian los traseros a los gringos, nos dicen que no dejemos pasar drogas y es cierto, ellos, ahora, surten completamente su mercado con las drogas legalizadas y hacen su nueva guerra de intervención y conquista en toda la región, cuando veamos que, mandan, ahora, los embarques de drogas legalizadas a nuestros países, eso, sin que tengamos la oportunidad ni de controlar ni de producir lo consumos propios, el mismo esquema con el que nos mantienen sometidos por medio del control de alimentos al dejar de producirlos y depender más y más de ellos, y un pueblo con hambre que depende de sus alimentos del extranjero no es un pueblo libre ni democrático, es un pueblo sometido y esclavo…En fin, los dueños del poder político quieren privatizarlo todo: el agua, la gasolina, el gas, los teléfonos, la tención médica, la educación,,, y de ahí vienen nuestros males que, cada día, son peores…

Ver más


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.